CRÍTICA. Kick Ass – Exijo ser un héroe

por Álvaro Silva

Violencia desatada, humor negro como una mancha de tinta, un adolescente que se viste de superhéroe sabiendo apenas pelear, malos muy malos y un tono desenfadado e irónico que se mantiene en lo alto durante 8 entretenidos números: razones de sobra para abrir paso al mejor superhéroe del mundo: Kick Ass

No creo que haya un lector de cómics de superhéroes que no se haya hecho la eterna pregunta: ¿Qué pasaría si me pusiera un traje y saliera a golpear a los malos?. No hay un afán justiciero, no hay un deseo de hacer del mundo un mejor lugar. Es pura curiosidad. Es sentir por un minuto lo que viven los héroes de las revistas.  Dave Lizewsky se hizo la misma pregunta, dio un paso adelante, y sin tener ningún superpoder, ni entrenamiento, ni equipo avanzado, sin ser nadie muy especial, y de hecho, ser bastante malo peleando, encargó un traje de spandex y un buen día salió a luchar contra el crimen, como en los cómics que coleccionaba y eligió un nombre para su personaje: Kick Ass.

Escrito por Mark Millar y dibujado por John Romita Jr., Kick Ass funciona a varios niveles. Por una parte es un cómic sobre los cómics, y  hace un uso maestro de todos sus códigos y clichés, forzándolos para crear algo absolutamente nuevo. A ratos parece una especie de gran broma interna, algo que sólo los asiduos al cómic de superhéroes podrían entender, pero esta tan bien contado y los personajes están tan bien construidos, que no hay que ser  un iniciado para disfrutarla. Y aunque trata sobre lo fans de los cómics y se ríe de ellos, lo hace sin malicia. No resulta difícil reconocerse en algún aspecto o etapa de nuestra vida de ñoños con lo que le pasa a Dave, tanto cuando tiene puesto el traje, como cuando no.  Porque sí, lo vemos relacionarse con su familia y sus amigos en su vida “normal”.

Kick Ass también funciona como una especie de radiografía de los tiempos actuales, incorporando elementos de uso común como elementos narrativos. Si nuestro querido protagonista se hace famoso es por un video de youtube que alguien grabó de una de sus desastrosas peleas. Recibe peticiones de ayuda por mail y tiene página de Myspace y perfil de Facebook con muchos amigos, muchísimos más de los que tiene Dave.  Últimamente la gran mayoría de los cómics de superhéroes han tratado de actualizarse adaptando dichos elementos 2.0 de la vida, pero al ser personajes tan antiguos, son en esencia anacrónicos por lo que parece forzado. Kick Ass nació en esta época, y la integración  a estas tecnologías es normal, sumamente sutil y lógica.

Finalmente y a modo de advertencia, Kick Ass es un cómic cínico hasta decir basta. Corrosivo es un término más exacto. La violencia es exagerada, sumamente explícita en lo gráfico, y en su exceso, sumamente divertida. Sólo en un cómic así podría aparecer un personaje como Hit Girl, una niña de 8 años que hace equipo con su padre (Big Daddy, otro enmascarado), y que con su brutalidad deja a La Novia de Kill Bill como tía de kindergarten. Porque a final de cuentas, en Kick Ass nada es demasiado serio, ni siquiera los problemas adolescentes de Dave (porque pasarán, como todo en la vida). Sólo busca divertir, no reinventar el género, ni inventar la rueda en los cómics de superhéroes. Y por lo mismo, es una bocanada de aire fresco, o mejor dicho, una patada en el trasero bien puesta, que te hace reaccionar y te recuerda que, ante todo, leer cómics es en sí, algo divertido.

¡Larga vida a Kick Ass, el superhéroe mas random de la historia del cómics!!

Kick Ass: La película

Honestamente, como Kick Ass me parecía el más improbable de los superhéroes “normales”, una adaptación al cine me parecía casi imposible. Pero no, no permanecería en ese raro grupo de cómics que nunca verían la luz como películas, y fue bueno saber que Mathew Vaughn, director de las estupendas Layer Cake y Stardust estaba a cargo, y  el hecho de que fuese prácticamente una película independiente, financiada en parte por el mismo director, no hizo más que aumentar las expectativas.

Y las expectativas fueron superadas, aún a pesar de contar con el insufrible Nicolas Cage (que por suerte vemos poco) la película cumple, es una digna adaptación a la pantalla grande de la historia y el sentido del cómic, aunque para hacerla más accequible al público general, se debieron modificar detalles importantes de la obra original, principalmente los referentes a ese cinismo tan corrosivo del que se habló antes. Pero no soy ningún fundamentalista, y entiendo que son formatos y públicos diferentes, así que aplaudo los cambios. Lo importante es que el aire desenfadado, el afán de contar tan sólo una historia entretenida siguen ahí. Lejos de la grandilocuencia de otras adaptaciones cinematográficas, Kick Ass sigue fiel a su espíritu.

Acá el trailer

4 Responses to CRÍTICA. Kick Ass – Exijo ser un héroe

  1. Alicia dice:

    Con el trailer me dieron muchas ganas de ver la película, y la cabra chica wow! The real ruda.

  2. Buena la Peli….la recomiendo yo la ví en http://peliplay.com/kick-ass/

  3. Bagheera_Heidern dice:

    Super buen comentario y el cómic uno de los mejores que he leído hace mucho tiempo!
    Dp veré la película.

    Saludos! ^^

  4. Evilspout dice:

    El trailer está para gozarlo entero…se viene una reu obligatoria para ver la peli. Por lo visto ya se está dejando aparte la idealización de lo imposible en los guiones, lo vimos con Mirageman y ahora con Kick Ass…para variar Alvaro dando el toque con sus excelentes artículos! GRANDE SANGRÍA!!!

Deja un comentario

Buscador
Síguenos